MIS SYMBALOOS

martes, 4 de julio de 2017

SITIAR UN CASTILLO.

Vivir en un castillo no era fácil, otros nobles codiciaban tus tierras y querían conquistarlas.  Se vivía constantemente bajo la amenaza de ser sitiados.

El señor con sus caballeros y su ejército rodeaba el castillo que querían atacar. Levantaba un campamento y esperaba…. Y esperaba… hasta que, una de dos, o el señor se rendía o se moría de hambre. Si la cosa se alargaba atacaban.


No era fácil asaltar los altos muros del castillo, pero las catapultas ayudaban bastante. Se utilizaban para lanzar piedras contras las almenas.

Los atacantes lanzaban excrementos al interior del castillo para propagar enfermedades.


También utilizaban el ariete, un gran tronco de madera y terminado en punta que sirve para echar abajo la puerta del castillo.

Para intentar entrar en el castillo utilizaban escaleras que apoyaban en las murallas del castillo.